La integración del avestruz catalán

Muchos centros educativos de nuestro país defienden y practican la educación inclusiva, es decir, aquella que considera que no deben realizarse distinciones basadas en el sexo, la procedencia, el color de la piel, la religión, las discapacidades o el origen social de los niños que acuden a la escuela. Muchas escuelas concertadas reciben ayudas por parte del gobierno que hacen posible la integración de niños con dificultades de adaptación. La integración en centros educativos ordinarios de menores con discapacidad ha resultado, al parecer, viable y beneficiosa para todos.



La Generalitat de Catalunya ha dado un paso más a favor de la educación integradora contemplando un colectivo que hasta ahora había sufrido una clara marginación: la comunidad de avestruces. Los avestruces eran educados hasta hoy en centros especiales, apartados de la normalidad y sin mantener contacto con los niños catalanes considerados “normales”. El acceso de los avestruces catalanes a la universidad era, asimismo, una utopía que, hoy por hoy, parece que puede convertirse en una realidad gracias a la iniciativa de la Generalitat.


La convivencia de los avestruces con el resto de alumnos catalanes parece plenamente viable.

Las declaraciones de la consellera d’educació del gobierno catalán reflejan una clara voluntad integradora: “no ignoramos las dificultades de adaptación que tendrá que afrontar a diario un avestruz en la escuela ordinaria, pero creemos que es posible su integración si se cuenta con el apoyo adecuado. Creemos que hay que defender una educación en catalán y de calidad para todos, y ello incluye también a los avestruces catalanes. Para el resto del alumnado es también beneficioso aprender a convivir con la diferencia, entendiendo que no todos somos iguales”.

 

El avestruz catalán que acuda a la escuela pública dispondrá de todo tipo de ayudas para su integración en el entorno escolar: sesiones de logopedia, clases intensivas de catalán, psicomotricidad, asesoramiento psicológico personalizado, etcétera. De cara al curso que viene, se prevé el ingreso de unos cincuenta avestruces en cinco centros educativos de Catalunya. Con el tiempo sabremos si esta iniciativa es factible y positiva.

 

posteado por El rei Nikochan el 3 de Julio de 2005